slide3

Recomendaciones para comenzar tu entrenamiento

RECOMENDACIONES PARA COMENZAR TUS ENTRENAMIENTOS

Aquí van algunas recomendaciones que deberías tener en cuenta si estás pensando en comenzar tu rutina de entrenamiento.

ANTES DE COMENZAR EL ENTRENAMIENTO…

Asegúrate de no llevar un periodo largo de tiempo en ayunas  y de comenzar bien hidratado. La hidratación es un factor muy importante antes, durante y después de tu entrenamiento.

Es necesario que dediques unos instantes a fijar tus objetivos a corto, medio y largo plazo. Además, una buena planificación del entrenamiento te ayudará a conseguir el máximo rendimiento y podrás evaluar los avances realizados para determinar de qué manera continuar.

Si no tienes conocimientos sobre las técnicas de entrenamiento, es mejor que te apuntes en un gimnasio y los entrenadores te aconsejarán.

En el gimnasio encontrarás una amplia variedad de opciones para tus rutinas debido a la variedad de material y salas de entrenamiento con máquinas de fuerza, cardio, zonas de peso libre e incluso clases grupales, que es una opción muy divertida.

Los entrenadores especializados te podrán guiar y te asegurarás de realizar ejercicio de manera segura y efectiva.

DURANTE EL ENTRENAMIENTO…

Es imprescindible llevar ropa deportiva cómoda que te permita tener buena movilidad y deje traspirar la piel.

No olvides tu botella para mantenerte hidratado. La deshidratación puede aumentar las posibilidades de sufrir una lesión, por lo que es muy recomendable beber de manera moderada mientras entrenas.

Te recomendamos que entrenes sin distracciones. No necesitas mucho tiempo cada día para mantenerte saludable. Si aprovechas el tiempo, te asombrarán los avances que puedes llegar a conseguir con una pequeña variación en tu rutina diaria.

Al finalizar tu entrenamiento, es imprescindible que realices “la vuelta a la calma” y dediques unos minutos a los estiramientos, así los músculos recuperarán su longitud y mantendrán su elasticidad natural.

También tu corazón y sistema circulatorio te agradecerán que bajes poco a poco de pulsaciones para volver a la normalidad.

DESPUÉS DEL ENTRENAMIENTO…

Es necesario cambiar de ropa de entrenamiento cada día y usar ropa deportiva limpia. Tu piel puede reaccionar al sudor que se queda en el tejido. Y no olvides que la mejor recuperación comienza con una buena ducha!

Con estas recomendaciones…no tienes excusas para empezar a entrenar!

Compartir este Post

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *